REM

Neko

Pasta catalana Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket

miércoles, septiembre 17, 2008

Decía Noel Clarasó que el cuerpo,si se le trata bien, puede durar toda la vida.

Con la paciencia de los ciudadanos y su gobierno, pasa lo mismo.

Todos los que dirigen tienen luces y sombras.

Pero cuando la situación parece la de un cine para invidentes en la que al acomodador se le funde la bombilla de la linterna, la cosa es más seria.

Cuando nos caemos a un pozo oscuro y encima nos engañan y nos quieren hacer creer que mal de muchos es epidemia, pues entonces es cuando es necesario cambiar la bombilla de la linterna del acomodador.

Para que al menos el vea, ya que los asistentes a la película estamos ciegos.

Hay que dejar de ser insolventes y pensar políticamente, esto es, ni con la cabeza ni con el corazón, con el bolsillo.

Porque ahí si que nos duele a todos.

Ahí parece que ya se piden menos de gambas.

¿Y la solución del acomodador y sus acólitos?

Pues ilegalizar y meter en la cárcel a los que antes defendían y consideraban hombres de paz y representaciones políticas legales a troche y moche.

Cortina de humo para tapar la realidad.

Van a ilegalizar hasta al lucero del alba.

Yo, por si acaso, acabo el post ya…




2 comentarios:

Blogger Martha Colmenares ha dicho...

Seria reflexión. Cortinas de humo, igualito pasa aquí.
Un abrazo.

18 de septiembre de 2008, 11:40  
Blogger Luis Amézaga ha dicho...

Los asistentes al cine están más a expensas del acomodador que nunca. Es el que tiene el presupuesto público y el que lo reparte.

18 de septiembre de 2008, 18:09  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal